Reseña: The Town That Dreaded Sundown (1976)

town

Casi perdida después de su estreno pero convertida con los años en un clásico menor, The Town That Dreaded Sundown (1976) es un proto-slasher de mediados de los setenta que poco tiene que ver con lo que sería el estándar de este tipo de producciones y más en cambio con el morbo de los true crimes, así como otro ejemplo de ese cine de género de bajo presupuesto que inundó los autocines de su época usando el gancho de “basado en hechos reales” para ocultar un relato casi enteramente de ficción. En muchos sentidos, fue una película que se montó en la ola de otros trabajos contemporáneos más exitosos como La matanza de Texas (1974), que se había estrenado dos años antes causando un revuelo mucho mayor por razones obvias.

Esta es también una de las cintas más famosas del director Charles B. Pierce, cineasta independiente que rodó varias películas en su Arkansas natal como The Legend of Boggy Creek (1972) y esta que nos ocupa hoy. Las dos tienen en común el empleo no sólo de la falsa referencia a un caso real, sino también el uso de una estética y formato de pseudo-documental con todo y voz en off. En este caso particular Pierce se vale de la leyenda acerca de una misteriosa serie de asesinatos reales que ocurrieron en el pueblo de Texarkana a finales de los cuarenta, reinventados en la forma de una ficción acerca de un hombre enmascarado que elimina a parejas de enamorados y a quien la policía da caza durante todo el metraje.

Lo primero que tengo que decir es que pese a la gran fama que ha obtenido con los años, esta es una película que no ha envejecido lo que se dice muy bien. Parte de esto es sin duda su estética que habla de un trabajo increíblemente amateur; al igual que en todos sus primeros trabajos, Pierce rodó esta película usando actores locales de la verdadera Texarkana (muchos de ellos no profesionales) dando a la película un aspecto un tanto rígido y acartonado. El escaso presupuesto también se nota en una pobre e inconsistente ambientación de época que intenta recrear los años cuarenta (es curioso el detalle de que todos los coches son muy parecidos y están impecables, lo que revela que muy posiblemente provenían de alguna exposición o similar). Es una película que también tiene muchos diálogos, es sumamente lenta y las escenas en las que aparece el asesino son escasas y poco impresionantes. También hace uso en ocasiones de un humor forzadísimo y que chirría en gran medida.

Con todo y estas limitaciones y el hecho innegable de que un público de hoy en día difícilmente logre verla hasta el final, la película tuvo un gran éxito en su momento gracias a su muy lograda atmósfera de thriller rural, y se convirtió además en todo un evento en el pueblo donde se rodó, hasta el punto de que terminó confundiendo realidad y ficción causando que algunos de los elementos del caso real de los cuarenta hayan sido sustituidos en el recuerdo colectivo por su contraparte de ficción en la película. Esta invasión de la realidad por parte del cine es un tema por otra parte interesantísimo que sería tratado de forma muy inteligente en el remake que se hizo de esta película en el 2014, el cual vi hace poco y que será la próxima reseña que caerá por aquí. Hoy en día, la versión original de The Town That Dreaded Sundown sobrevive más que nada por su interés histórico, pero todos los hechos alrededor de su rodaje y su recepción bien que valen la pena.

Anuncios

2 comentarios en “Reseña: The Town That Dreaded Sundown (1976)”

  1. Película pobre y olvidable, en efecto, aunque alguna escenas como la del trombón, se te quedan grabadas. Maldita música… ¡Un abrazo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s